Para los jovenes

Sabemos que tu vida puede ser muy difícil. ¡Tienes toneladas de presión! Constantemente tienes tareas escolares que hacer; mientras tanto, tus padres tienen sus expectativas sobre lo que deberías estar haciendo. Junto con eso, hay clubes y actividades, ¡todos tirando de ti en diferentes direcciones! También le encantaría tener un trabajo para poder comprar su propio automóvil. También sabemos que muchos adolescentes responden a esta presión de maneras poco saludables.

Casi todos los adolescentes han sido abordados sobre el consumo de alcohol y/o drogas. Algunos ceden porque quieren encajar; otros piensan que les ayudará a lidiar con toda la presión de su vida. La triste verdad es que beber alcohol y usar drogas solo empeora las cosas. Probablemente vea y escuche mucho sobre el alcohol, en la televisión, las películas, la música y sus amigos. Pero, ¿cuáles son los hechos reales sobre el consumo de alcohol por menores de edad?
HECHO: Si tienes menos de 21 años, beber alcohol es un gran problema: es ilegal. Si lo atrapan, es posible que deba pagar una multa, realizar un servicio comunitario o tomar clases de concientización sobre el alcohol. Los niños que beben también tienen más probabilidades de obtener malas calificaciones en la escuela y corren un mayor riesgo de ser víctimas de un delito.
REALIDAD: El alcohol es alcohol. Puede causarte problemas sin importar cómo lo consumas. Una botella de cerveza de 12 onzas o una copa de vino de 5 onzas (alrededor de media taza) tiene tanto alcohol como un trago de licor de 1.5 onzas. ¡Los alcopops, bebidas dulces mezcladas con licor de malta, a menudo contienen más alcohol que la cerveza!
HECHO: El cerebro y el cuerpo de una persona joven todavía están creciendo. Beber alcohol puede causar problemas de aprendizaje o conducir al alcoholismo en adultos. En 2012, los adultos que habían tomado su primer trago antes de los 15 años tenían siete veces más probabilidades de experimentar problemas con el alcohol que aquellos que no habían comenzado a beber antes de los 21 años.
HECHO: En promedio, toma de 2 a 3 horas para que una sola bebida abandone el cuerpo. Nada puede acelerar el proceso, ni siquiera beber café, tomar una ducha fría o “caminar”.
HECHO: Si realmente quieres encajar, mantente sobrio. La mayoría de los jóvenes no beben alcohol. Las investigaciones muestran que casi el 75 por ciento de los jóvenes de 12 a 20 años no han consumido alcohol durante el último mes.
HECHO: No hay nada bueno en tropezar, desmayarte o vomitar encima de ti mismo. Beber alcohol también puede causar mal aliento y aumento de peso.
HECHO: Beber es una manera tonta de relajarse. Puede hacerte actuar como un tonto, decir cosas que no deberías decir y hacer cosas que normalmente no harías (como pelear).
REALIDAD: El alcohol aumenta el riesgo de muchas enfermedades mortales, como el cáncer. Beber demasiado alcohol demasiado rápido puede provocar una intoxicación por alcohol, que puede causarle la muerte.

Logro

Los fines de semana

No es lo mio

Yo me hago

Recursos

Instituto Nacional sobre el Abuso de Alcohol y Alcoholismo (NIAAA)
Bueno para los adolescentes más jóvenes. Información sobre el alcohol y cómo resistir la presión de los compañeros.
Programas de Alcohol y Drogas
Da acceso a información específica para jóvenes.
Por encima de la influencia
Información basada en la abstinencia para ayudar a los jóvenes a mantenerse libres de drogas. Parte de una campaña de medios, sitio web creado para aumentar la conciencia de los jóvenes sobre las influencias que existen y enseña estrategias para ayudar a los adolescentes a decir no a las drogas. Programa de la Oficina de Política Nacional de Control de Drogas.
Semana nacional de prevención
Brinda educación sobre drogas e información sobre prevención para adolescentes. Patrocinado por la DEA.
Línea nueve
Llame al 1-800-999-9999 (TTY 1-800-999-9915) para hablar con un consejero sobre problemas relacionados con violencia, abuso, fugas, drogas y alcohol, suicidio, etc. Hay ayuda disponible por teléfono o correo electrónico de 2pm a 12pm, 7 días a la semana.